Consejos para ser buen pasajero en moto

Publicado el en Seguros de moto por Ana Roca| Sin comentarios

paquete-motoAunque tengan ruedas y motor, una moto y un coche no son ni parecidos, lo mires por donde lo mires. Y mientras que los pasajeros de un coche pueden tomarse la merienda, echarse un sueñecito, ver una peli o berrear sin parar (lo cual no es muy recomendable y esperamos que sólo ocurra en criaturitas de menos de dos años), la labor de un pasajero de moto es –casi- tan importante como la del propio conductor. Tenéis que hacer todo lo posible para poder ahorraros los trámites con el Seguro de Moto, así que aquí va: “El Decálogo del buen Paquete” (no aplicable a Correos ni MBE):

  1. Cuando vamos de paquete en la moto no nos podemos andar con remilgos: hay que apretujarse (una técnica ampliamente utilizada para arrimar más de la cuenta). Pero lo cierto es que acercándonos al conductor situamos el centro de gravedad más cerca de donde debería estar sin pasajero, y es mucho más estable.
  2. Pegar el cuerpo no significa darle un cabezazo cada vez que haya un semáforo. Hay que mantener la distancia entre los cascos ladeando la cabeza, que así además disfrutamos más del viaje en moto.
  3. Las manitas quietas, que van al pan. NUNCA debemos colocar las manos en los hombros del piloto, porque le transmitimos absolutamente todos nuestros movimientos. Y oye, si lo que quieres es dirigir tú, conduce tu propia moto. Buenos lugares para colar las manos son alrededor de la cintura del piloto o sobre el depósito, pero es importante intentar mantener la posición hacia delante.
  4. Pero ojo, hacia delante no significa encima del conductor cual cría de koala. Que se trata de ir en moto, no de hacerse un ovillo de cuero.
  5. Si somos el paquete, significa que nosotros no conducimos, por tanto, dejemos que lo haga a quien corresponda. Es importante no creernos Dani Pedrosa y dejar que sea el piloto quien lleve los movimientos de la moto. Es mejor estarse quietecito y no molestar, que intentar acompañar los movimientos, pasarnos de entusiasmo y acabar todos por el suelo.
  6. Estar atento a la conducción para prepararnos ante acelerones, frenazos, curvas, semáforos… y evitar así que el piloto se sienta como si tuviera una lagartijilla revolviéndose en la parte de atrás.
  7. Aunque llevemos el culo apolladito en el cómodo sillín de una flagrante moto, el peso hay que cargarlo siempre en los pies (pero no hace falta que parezca que sufrimos almorranas, nos podemos sentar).
  8. Con el casco puesto no se oye absolutamente nada, así que dejad de intentarlo. Lo mejor es que acordéis un código con el piloto antes de montaros en la moto, como dos palmadas en la espalda si necesitas parar (cosas sencillitas, no hace falta una revisión profunda del lenguaje de signos)
  9. Esperad a que os den permiso para subir a la moto, porque si lo hacéis sin avisar y pilláis desprevenido al conductor, lo más probable es que acabéis los dos en el suelo, moto incluida (recomendación importante para aquellos que son especialmente torpes).
  10. Y por último, pero no por ello menos importante, muchísimo cuidado con montarse de paquete en la moto de alguien que no conoces. Primero tómate unas cañas con él/ella (las suyas sin alcohol, por supuesto) y asegúrate de que es alguien en quien puedes confiar. Montar en moto es algo muy peligroso, y te estás jugando mucho más que el papeleo con el seguro.

Y con esto y un bizcocho, seréis los mejores montando en moto. Tened en cuenta estas recomendaciones para ayudar al piloto en la conducción, y si queréis hacerle otro favor, recomendadle lapoliza.com para que contrate los mejores Seguros de Moto. Así disfrutaréis del viaje, de la compañía, y de la tranquilidad.

Foto Flickr

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>