Seguros de moto con robo

Una de las modalidades existentes son los seguros de moto con robo en los que las aseguradoras te indemnizarán económicamente con el valor venal que tenga la moto en el momento del siniestro.

Desde el multitarificador de lapoliza.com rellenando un único presupuesto podrás acceder a más de 10 compañías que le ofrecerán precios y coberturas en varias modalidades, entre ellas la de seguros de moto con robo, y además podrá beneficiarse de promociones y descuentos de hasta el 20% solo por contratar tu seguro de moto con robo o en otra modalidad online.

Sin duda los seguro de moto con robo es una de las mejores opciones para tener nuestra moto protegida ante estos incidentes, pero para evitar en la medida de lo posible que se produzca el desafortunado robo de nuestra motocicleta o ciclomotor, ponemos a tu disposición algunos consejos que puede que te sean de utilidad.

1. Ojo al aparcar

No hay mejor seguro de moto con robo que ser más inteligentes que el ladrón. Lo primero que tenemos que saber es que una moto no esta segura sin candado y sin bloqueo. Debemos aparcarla en sitios despejados, transitados e iluminados siempre y cuando sea posible. Aparcar la moto y siempre fijarla con 1 ó 2 candados en U. Hay que tener también mucho ojo en los garajes cubiertos aunque estén vigilados ya que aquí se producen una cuarta parte de los robos de moto.

Otro consejo que te damos a la hora de aparcar es que si va a algún establecimiento o zona de ocio (cines, discotecas, etc.) NO aparques nunca la moto junto al establecimiento dónde va a permanecer por unas horas, ya que hay muchos ladrones que están esperando este tipo de situaciones aprovechando que el propietario de la moto va a pasar un tiempo dentro del local para robarla tranquilamente.

2. Poner bien el candado

Es muy prudente contratar nuestro seguro de moto con robo, pero más prudente es evitar que esto ocurra y para ello es imprescindible saber colocar bien el candado.

Si no encontramos ningún punto fijo para poner el candado lo pasaremos a través de las dos botellas de la horquilla y por un radio de las llantas de aleación (preferiblemente por encima de las pinzas de frenos).

Si pones el candado sólo por la rueda para evitar que roben y esté más segura, indicarte que no sirve de nada ya que se puede mover la moto. Es mejor hacerlo como hemos explicado anteriormente. Tampoco sirve de nada si lo pasas sólo por el radio, ya que se puede ladear el candado y ni siquiera dificulta en movimiento.

3. Otros dispositivos antirrobo

Las alarmas por si solas no sirven de mucho a la hora de asegurar que nuestra moto no sea robada, ya que aunque emitan ruido no impiden el desplazamiento de la moto, por tanto sólo son un complemento de un buen candado en U.

Los candados de disco abultan poco pero no permiten atar la moto a un punto fijo y un ladrón profesional no tardará más de 30 segundos en desmontarlo. El bloqueo de dirección se rompe con facilidad, aunque disuade por si sólo no sirve de mucho, en todo caso lo utilizaremos como complemento del candado en U.

4. La mejor solución es atarla a un punto fijo

Sin duda alguna para tener nuestra moto segura ante posibles robos lo mejor es atarla a un punto fijo por el chasis o por algún punto que sea difícil de desmontar, si con un candado no te llega, siempre podemos utilizar dos. Los tubos de escape y amortiguadores se desmontan muy fácilmente por tanto no recomendamos utilizar estos puntos. También intentaremos que la cerradura del candado quede a desmano para dificultar al ladrón su manipulación.